El rol de la empresa más allá de la inclusión laboral

  • Apr 30, 2019

    La inclusión de personas con Discapacidad, no solamente constituye una oportunidad empresarial, sino un componente clave para lograr un liderazgo empresarial eficaz, y en este sentido el papel de las empresas es preponderante para aumentar la concienciación de tan importante inversión social.

    La percepción hacia las personas con discapacidad ha cambiado dentro del mundo empresarial, pues estas encuentran mayor apertura en cuanto a su participación en actividades económicas, pero aún nos queda mucho por hacer, la tasa de desempleo en el sector es aún elevada.

    El aporte de las empresas es vital para crear un cambio social en cuanto a esta problemática, pues a partir de la valoración de la diversidad se generan espacios de calidad para las personas con discapacidad y el nivel de repercusión a partir de estas oportunidades es mayor pues verdaderamente modifica la calidad de vida de las personas incluidas y su nivel de dependencia se reduce notablemente, permitiendo su participación en la vida económica activa. 

    Adoptar una cultura de diversidad e inclusión, se requiere, más que la buena disposición por parte de los líderes y miembros de las empresas, contar asimismo con una cultura organizacional lo suficientemente fuerte para comprometerse a garantizar, a través de políticas y prácticas, el bienestar de todos sus colaboradores.

    La preparación previa de las empresas para dar paso a la inclusión laboral de personas con discapacidad es fundamental, pues es importante que sea parte de la planificación de la empresa, que pueda permear todos los espacios y se convierta en parte de una política institucional, es decir que forme parte de la estrategia del negocio, esto hará que toda iniciativa empresarial tenga un componente de inclusión marcado, beneficiando a los clientes internos y externos, promoviendo el compromiso de los colaboradores y por supuesto beneficiando a la imagen corporativa.

    Las ventajas de incluir son innumerables y es provechosa para todas las partes en un escenario de ganar – ganar. 

    La Inclusión hace a las empresas mucho más competitivas y humanas!.