No a la discriminación, sí a la diversidad

  • Oct 9, 2018

    Escrito por Claudia Palazón

    Área de Comunicación

    El séptimo arte desde siempre ha sido una forma de expresión en la que algunos artistas deciden narrar historias, y, sobre todo, un punto de vista sobre un determinado tema. En las producciones podemos encontrar las grandes y un tanto comerciales, hasta otras de estilo más personales, que son para un público específico. A fin y al cabo, sea la audiencia que sea, lo importante es que ha alcanzado a ser una plataforma interesante en cuanto a su capacidad de difusión, por lo que, además de ser un arte, también es una forma de comunicación.

    En cuanto a la temática, también se pueden encontrar diferentes opciones. Lo interesante es que, últimamente, éstas han sido sobre cuestiones más humanas, incluso a veces sirven como instrumento de denuncias de minorías vulnerables. En ese sentido, es interesante como audiencia notar que los cineastas han puesto ojo en historias que van más allá de una venta en taquilla, sino que buscan realmente instalar un mensaje, independientemente a las ganancias económicas.

    En este descubrimiento de piezas de arte más profundas, hemos hallado gratamente que la temática de discapacidad ha sido objeto de inspiración de los diferentes directores, y es por eso que decidimos compartir nuestro descubrimiento a todos, a través de un ciclo de cine. La primera edición ha sido sobre la película “Wonder”, una hermosa historia que narra la vida no solamente del protagonista, sino del entorno familiar y escolar que lo acompaña, a partir de la decisión de iniciar la escolarización formal en una institución y así dejar el sistema de escolarización en el hogar, como lo es permitido en Estados Unidos.

    Esta realidad, así como la de miles de otras historias de personas con discapacidad, serán proyectadas en nuestro ciclo de cine. Es brillante comunicar de esta manera a miles de historias que no son ajenas a la sociedad, pero sobre las cuales no estamos acostumbrados a reflexionar. 

    En palabras de las personas que asistieron a nuestro primer encuentro y posterior debate rescatamos algunas frases que nos sirven como conclusión: “no sabía que existían películas así, me parece fantástico. Realmente como padre de familia de una persona con discapacidad quedé muy emocionado”. Y, una fantástica reflexión de Regi, persona con discapacidad intelectual: “¡me gustó que vi en la película que no existía la discriminación, sino se aceptó la diversidad!”